Escena campesina de nuestros antepasados guanacastecos.

Remembranza

Ésta es una escena típica de los guanacastecos de antaño, cuando nuestros abuelos vivían en los campos rodeados del transporte de aquella época.

Tiempos que en la actualidad cuesta observarlos en la pampa guanacasteca, porque nuestras tradiciones y cultura han ido desapareciendo poco a poco…

Lo que queda en estos tiempos es recordar de cómo vivieron nuestros abuelos, era una época dorada.

Diario Digital El Independiente. Edgar Cantón 

Hacienda La Pacífica

La casona de Doña Pacífica Fernández Guardia
Bella estampa de la Casona rústica.

Para edificarla, los constructores utilizaron cedro y pochote. La levantaron cerca de almendros, tamarindos, higuerones y guanacastes para disfrutar de espacios frescos.  La casona tiene amplios ventanales en forma de arcos labrados para darle a la construcción cierto aire europeo.

El voladizo (un corredor de cedro) es custodiado por barandales de tablones. Un arco de pequeñas tablillas sirve como entrada principal.  Elaborar semejante pieza, sin duda alguna, fue laborioso. La clave (pieza de madera que le da firmeza al arco) tiene tallada una cruz, distintivo muy usual en esa época para librarse de malos augurios.

La casa tiene tres amplios cuartos y un techo piramidal cubierto por tejas.  En el fondo, todavía en pie, el fogón de doña Pacífica parece que fue utilizado apenas ayer.  Lo montaron sobre una mesa de madera y para que el fuego no lo consumiera, lo cubrieron con bahareque, piedras y arena.  Esos elementos servían de aislante.

Ubicada al Norte de la ciudad de Cañas

Las historias de las viejas haciendas guanacastecas siempre tienen un encanto particular. Podríamos sentarnos en una inmensa piedra debajo de árbol frondoso, cerrar los ojos en medio de la quietud del campo e imaginar la vida allí 80 años atrás, sin mayor ruido que el de los animales pastando y el correr del río a pocos metros. Un ambiente limpio, una quietud envidiable, una vida pacífica.

Pacífica Fernández Guardia, nacida en San José en 1864, era hija del presidente de la república Próspero Fernández Oreamuno y esposa del también presidente Bernardo Soto Alfaro. En 1888, su marido le regaló una hacienda en Guanacaste donde ella encontró refugio y descanso. Mandó construir una casona donde pasar largas temporadas y a su nueva propiedad la bautizaron “La Pacífica” en honor a la dueña.

La hacienda cuenta con más de 2000 hectáreas de extensión y se encuentra dentro de una de las pocas reservas privadas en el bosque tropical seco de Guanacaste, único en el mundo. Allí, entre los ríos Corobicí y Tenorio, sobre la carretera interamericana norte, entre las ciudades de Cañas y Bagaces, justo a cinco kilómetros de Cañas está el Hotel Hacienda La Pacífica, un lugar cuya arquitectura y ambiente rescatan ese legado centenario y lleno de historia de la hacienda. Hotel, restaurante, centro de eventos, hacienda productiva: La Pacífica lo tiene todo.

Referencias:

Casona Santa Rosa

Casona Sta. Rosa

La Casona o “Casa grande” de Santa Rosa fue la casa más grande en la finca de Santa Rosa o la Hacienda Santa Rosa.

Santa Rosa es una de las más antiguas haciendas de Costa Rica, Hay pruebas históricas de su existencia desde 1663. Santa Rosa fue no sólo una de las más antiguas haciendas, pero también uno de las más grandes, y se dedica a actividades agrícolas y ganaderas.

Imagen relacionada

Antes de 1863 Santa Rosa fue sólo una casa grande en el centro de varias fincas, hasta que don Inocente Barrios Muñoz, el propietario en ese momento, la incluyo en el Registro Público con el nombre de Finca Santa Rosa

Casona Santa Rosa es una buena representación de una hacienda colonial productiva, es también fue el sitio de la Batalla del 20 de marzo de 1856, una lucha que duró sólo quince minutos, pero de gran importancia durante la campaña nacional, fue durante este breve encuentro que los filibusteros, los invasores en favor de la esclavitud, huyeron de Costa Rica y de las tropas centroamericanas. Este suceso histórico es un ejemplo de heroísmo de Costa Rica y el amor por la libertad y la democracia.

Santa Rosa no sólo tiene una importancia cultural e histórica, sino también la arquitectura. La Casona fue reconstruido en 1985, la casa tiene una base de piedra y se compone principalmente de adobe, aunque algunos se utilizó también madera.

Algunas de las habitaciones utilizadas en el pasado como establos permanecer aparte de el edificio principal. Los corrales de piedra están bien conservadas y son una de las principales atracciones. Los corrales reconstruida contienen antiguos utensilios de agricultura.

Los establos y y un granero se encuentran en la parte posterior del edificio principal, también se encuentra una capilla utilizada en el pasado para los servicios religiosos.

Resultado de imagen para Historia de la casona santa rosa

La Casona tiene corredores al aire libre para disfrutar de la vista panorámica y alrededores bosque seco tropical. Dentro de la casa se encuentra un museo sobre la historia de la batalla de Santa Rosa y otras batallas. En estos 550 metros cuadrados muestra presenta fotografías, documentos históricos, parrillas suspendidas utilizadas para ahumar comida al horno de barro, tinajas utilizadas para almacenar granos, retratos y armas incluyendo una colección de fusiles que fueron adquiridos gracias a algunos el dinero prestado por el gobierno francés.

Resultado de imagen para Historia de la casona santa rosa

La Casona de Santa Rosa está situado en la provincia de Guanacaste, en una propiedad de 38.674 hectáreas, a 36 km al norte de la ciudad de Liberia, y es parte del “Área de Conservación Guanacaste. El museo abre diariamente de 8:00 am a 4:30 pm.

 http://www.guanacastecostarica.com 

Fotografías Internet algunas sin autor

Ecomuseo, Abangares

Resultado de imagen para historia del ecomuseo de abangares, guanacaste
Fotografía vozdeguanacaste.com 

Abangares es conocido como el cantón minero de Costa Rica. Ya allí se localizó la industria minera de oro más grande de toda la historia de Costa Rica. El principal distrito minero fue La Sierra de Abangares, donde Minor Cooper Keith ubicó la planta de procesamiento de oro de su compañía Abangares Gold Fields of Costa Rica. Otro distrito abangareño en el cual repercutió la explotación aurífera fue en Las Juntas, donde se desarrollaron centros mineros y donde los obreros convergían los fines de semana a tomar y jugar poker.

Entrada a las minas.  Fotografía The Silver People Chronicle

Seguir leyendo “Ecomuseo, Abangares”

Provincia de Guanacaste, “Tierra de la Marimba”, “La Pampa.”

Lema:  “De la Patria por nuestra voluntad.”

 

Guanacaste es la provincia número 5 de Costa Rica, localizada en el extremo noroeste del país. Limita al norte con la República de Nicaragua, al este con Alajuela, al sur con Puntarenas y al oeste con el océano Pacífico. Posee una superficie de 10 140 km². Por su extensión es la segunda provincia más grande del país, pero también la más despoblada, en la cual habitan 326 953 personas.2​ Está dividida en 11 cantones y 47 distritos. Su cabecera es Liberia, ubicada a 210 kilómetros de San José. Otras ciudades importantes son Nicoya y Santa Cruz.

800px-Guanacaste_in_Costa_Rica.svg
Guanacaste en el mapa de C.R.

El territorio de Guanacaste comprende la mayor parte del antiguo Partido de Nicoya, el cual se anexó al país el 25 de julio de 1824. Su relieve combina las cimas volcánicas de la cordillera de Guanacaste con amplias llanuras que se abren hacia el Pacífico. Los principales accidentes geográficos son la península de Santa Elena al noroeste, la península de Nicoya al sureste, que es la más grande del país y engloba al golfo de Nicoya. Al centro se encuentra la depresión tectónica del valle del Tempisque. Posee grandes extensiones de llanura, lo que la convierte en tierra propicia para la cría de ganado y cultivo de granos, es especial las formadas por el valle del río Tempisque, razón por la cual la provincia recibe el sobrenombre de “la pampa” y también “la bajura”. Guanacaste es famosa por sus paisajes, sus playas que bordean el litoral del océano Pacífico, y un clima mucho más soleado y seco que en el resto del país, lo que la convierte en uno de los polos turísticos principales de Costa Rica. Seguir leyendo “Provincia de Guanacaste, “Tierra de la Marimba”, “La Pampa.””