Zona de los Santos, San José

MAPA ZONA DE LOS SANTOS.jpg

La Zona de Los Santos, también comúnmente conocida como el Valle de Los Santos o simplemente Los Santos, es una región geográfica del centro-sur de Costa Rica.

Resultado de imagen para los santos, san jose, costa rica

Corresponde a un amplio sector de una serie de valles intermontanos de los cantones de Tarrazú, Dota y León Cortés Castro, en la provincia de San José. Habitualmente, se tienden a considerar también los distritos de Frailes y San Cristóbal, del cantón de Desamparados, por su cercanía.

Sumando la superficie de los tres cantones, el área es de alrededor de 863 kilómetros cuadrados.

El origen del nombre proviene de la gran cantidad de poblados con nombres alusivos a “santos” del catolicismo. Por ejemplo, las cabeceras de los cantones de Dota, Tarrazú y León Cortés, respectivamente son Santa María, San Marcos y San Pablo.

Asimismo, algunos distritos de estos cantones también poseen dicha toponimia. Por ejemplo, se encuentran los distritos de San Carlos y San Lorenzo en el cantón de Tarrazú y San Andrés, San Antonio, Santa Cruz y San Isidro en León Cortés Castro.

Historia:

La zona ha estado habitada desde la época precolombina, particularmente por indígenas del llamado reino Huetar de Oriente, que fue dominio del cacique Guarco quien murió antes o a principio de la conquista, asumiendo el cacicazgo su hijo Correque.

Según registros documentales, en el centro del valle que hoy corresponde al cantón de Dota, había una pequeña sabana rodeada de baldíos, lo que hizo pensar a los primeros pobladores que el lugar había sido, en algún tiempo, asiento de una población aborigen. Esta situación se confirmó en fechas más recientes al encontrarse sepulturas indígenas dispersas por todo el sitio, piedras marcadas con ciertos jeroglíficos, y un cementerio localizado al este del valle.

Se conoce que el conquistador Juan Vázquez de Coronado pasó por esta región, en su expedición a Quepos en 1563.

En los siglos siguientes, el valle se colonizó con pobladores criollos que estaban en busca de nuevas tierras para sus actividades agropecuarias en el sur del país. Las migraciones más fuertes ocurrieron a inicios del siglo XIX, impulsadas en gran medida por el desarrollo comercial cafetalero de la nueva República, con asentamientos pequeños y disgregados, ubicados a lo largo de los ríos.

No hay fechas muy precisas sobre la fundación de los primeros poblados de importancia; sin embargo, el más antiguo parece ser San Marcos, en la primera mitad del siglo XIX. Propiamente, se reconoce al señor José Miguel Cascante Rojas y su familia como los primeros habitantes de esa ciudad, quien reclama las tierras de Tarrazú a su nombre en 1845.

El primer nombre oficial que se le dio a San Marcos fue Hato de Dota, como lo llamó la municipalidad de San José, en 1825, en un informe al Estado sobre los hatos de la provincia.

Mientras tanto, el primer colonizador reconocido de Dota y fundador de la población de Santa María fue don José María Ureña Mora; quien después de realizar una exploración a la zona, el 19 de junio de 1863 denunció ante el Juez de Hacienda Nacional, don Juan Rafael Mata, seis caballerías de terreno baldío en Dota, en esa época jurisdicción del cantón de Desamparados. Un año después se trasladó a este lugar junto con su familia y varios peones, para comenzar a sembrar la tierra que existía en este sitio.

En una reunión familiar entre don José María Ureña y su esposa, don José Salas Zúñiga y su señora después de una larga discusión llegaron al acuerdo de bautizar al valle con el nombre de Santa María.

Finalmente, el valle que corresponde al actual León Cortés fue colonizado en una época algo más tardía. Los primeros pobladores que llegaron a la región, en la segunda mitad del siglo XIX, fueron vecinos de la hoy ciudad de Guadalupe, del cantón de Goicoechea; entre los cuales estaba don Manuel Castro Blanco, hombre emprendedor que puso todo su empeño en el desarrollo del incipiente poblado.

Resultado de imagen para los santos, san jose, costa rica

Zona de Los Santos (Costa Rica), 29 abr (EFE).- Enclavada en medio de las montañas del centro de Costa Rica se encuentra la Zona de Los Santos, un territorio agrícola con cualidades únicas cuyos habitantes han perfeccionado, durante décadas, el arte de cultivar y producir un café que es considerado de los mejores del mundo.

Referencias:

Fotografías de Internet

 

Antiguo Archivo Nacional

Imagen relacionada
Fotografía de Internet

 

Situado en Avenida 4, Calle 7

Hacia fines de la década de 1920, Julio Alberto Gurdian Rojas construyó la edificación para dedicarla a apartamentos y comercio. Fue bautizada con el nombre de “María Cristina”, como un homenaje a su esposa María Cristina Agüero Figueroa.

En la década de 1960, el inmueble fue ampliado hacia su costado Sur. Posee paredes de concreto armado y un claro diseño Art. Decó, a nivel de fachadas. De 1957 a 1993 fue la sede de los Archivos Nacionales de Costa Rica. Institución que luego se mudó a su moderno edificio ubicado en el cantón de Curridabat.

Con el traslado de los Archivos Nacionales, el inmueble de más de tres mil metros cuadrados quedó prácticamente abandonado. Mireya y Nora Gurdian fueron las últimas herederas de la propiedad antes de ser vendido. A inicios del siglo XXI, fue adquirido por las empresas Promoción de Inversiones Inmobiliarias S.A y Mitri Inversiones Internacionales S.A. Sus nuevos propietarios implementaron una remodelación total, para acondicionar cuarenta y un locales comerciales, que incluyen, entre otros: farmacia, boutique, cafetería, venta de discos, panaderías, zapaterías, joyería, bisutería, taller de costura, perfumería y oficinas.

Referencias:

  • Carlos Manuel Zamora Hernández. Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural. Ministerio de Cultura.

 

Templo de Santiago Apóstol, Puriscal

1936-1949

Imagen relacionada
Fotografía Wikiwand

El templo es un edificio de impronta neorománica, de pórtico sencillo en su arcada, y un frontón triangular apenas decorado con un gran rosetón y otros rasgos neogóticos que le brindan un carácter ecléctico. Su acceso está flanqueado por dos torres. En su interior posee tres naves de elegante proporción y considerable altura, iluminadas por ventanas laterales y un modesto clerestorio superior. El edificio remata con un sólido ábside.

 Un informe del Colegio Federado de Ingenieros y Arquitectos, de 1991, confirmó los daños en la iglesia y recomendó la demolición. | ARCHIVO
Fotografía La Nación

La obra fue dirigida por el ingeniero Jacinto Rodríguez, quien se encargó también de las obras del templo de San Isidro de Coronado, del arquitecto Teodorico Quirós. Aunque construido de concreto armado, el templo de Santiago Apóstol lamentablemente se ubica sobre una falla sísmica local, la cual no solo ha provocado su hundimiento y deterioro desde hace años, sino que ha llevado a que sea clausurado y sustituido por otro.

Resultado de imagen para NUEVO TEMPLO SANTIAGO APOSTOL, PURISCAL, COSTA RICA
Fotografía de Mapio

Referencias:

  • C.R. Guía de Arquitectura y Paisaje.
  • Fotografías de varios autores.

Antigua Gobernación de San José

Resultado de imagen para antigua gobernación de san jose, costa rica
Fotografía de Flickriver

 

Esta vivienda se ubica en Avenida 2-4, Calle 3 en el centro de San José.

Probablemente se construyó en las primeras décadas del siglo XX. Presenta un estilo de influencia neoclásica y se edificó en ladrillo. Es una de las pocas residencias que aún subsisten en el centro de la ciudad de San José.

Durante un tiempo perteneció a Carrillo Echeverría Ltda. y en la actualidad a Blanca Rosa Jiménez Pérez. Fue casa de habitación y también fue la sede de la extinta Gobernación de San José. Cuenta con un segundo piso de madera en su parte posterior. Conserva los pisos de mosaico original y provisto de diseños geométricos. Fue declarada patrimonio histórico arquitectónico el 31 de Marzo de 1999.

Referencia:

  • Carlos Manuel Zamora Hernández. Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural. Ministerio de Cultura.

Casa Arzobispal

Palacio Arzobispal, a un costado de la Catedral Metropolitana

 

En el año 1924 fue inaugurada la Casa Arzobispal, por orden del que fuera primer Arzobispo de Costa Rica Monseñor Rafael Otón Castro Jiménez. La edificación se erigió para servir como residencia del Arzobispo. Además de Castro (1921-1939), ahí vivieron los Arzobispos Víctor Manuel Sanabria Martínez (1940-1952), Rubén Odio Herrera (1952-1959) y Carlos Humberto Rodríguez Quirós (1960- 1978).

Durante el episcopado de Rodríguez Quirós se pretendió construir un túnel peatonal que uniría la Casa Arzobispal con la Curia Metropolitana, pero ese proyecto no fructificó. A fines de la década de 1980, este inmueble perdió las características de residencia y quedó reducida únicamente a oficinas y funciones administrativas del Arzobispado.

Casa Arzobispal de San José,  Cista Rica.

Arquitectónicamente posee un diseño simétrico de influencia neoclásica. Fue construido en ladrillo y posee una apariencia muy sobria. Originalmente, poseía un patio central que fue transformado en una sala, durante el episcopado de Monseñor Rodríguez.

 

Referencias:

  • Fotografía ticoartistico.com

 

Cuatro Filazos

Resultado de imagen para duelo con machete, ilustración

 

Ambos son de alma templada,
mozos ambos y fornidos;
no hay diferencia en edades,
ni en la guapeza y el brío.
Iguales son en donaire,
en coraje son lo mismo
e idénticas las realeras
en el tamaño y el filo.
Por la bella Marcelina,
la nieta de ñor Jacinto,
a darse cuatro filazos
los dos mozos han salido.
Escogen para el combate
la Vega de los Molinos,
y a la luna silenciosa
tienen sola por testigo;
no cruzan una palabra
durante el largo camino:
cada cual piensa en la madre,
en el padre, en el amigo…
y los dos en la muchacha
causadora de aquel cisco.
Tristes son sus pensamientos,
pero marchan decididos,
porque los hombres valientes
no suelen ser reflexivos.
Una vez que al campo llegan
y ya puestos en el sitio,
tiran chaqueta y sombrero
sobre un pedrusco vecino.
– ¡Me perdonás si te mato?
– ¡Está claro!, ¿y vos?
– Lo mismo.
– Pos si querés empezamos.
– Empecemos, Secundino.
A un tiempo de la ancha vaina
sacan ambos los cuchillos,
que a los rayos de la luna
despiden siniestro brillo.
Si uno avanza el otro ceja:
ya están distantes, ya unidos;
saltan, gritan, vuelven, zafan,
fieros, resueltos, bravíos…
Los aceros al chocar
producen extraños ruidos,
y la claridad incierta
pueblan de rayos fatídicos…
Rueda el pobre Juan de Dios
sin exhalar un gemido…
Piensa un instante en sus padres,
en su adorada y en Cristo,
y entra al reino de la Muerte
tan sereno, tan tranquilo,
como en los brazos maternos
se duerme el cándido niño.
El sol de la mañanita
alumbra su cuerpo frío,
y bebe la sangre roja
que mano airada ha vertido,
para colorear sus mantos
por el tiempo desteñidos.

Concherías de Aquileo Echeverría

Antigua Escuela Vitalia Madrigal

Nacion.com
Fotografía La Nación

Situada en Avenida 4, Calles 3 y 5

En la esquina Noroeste del actual edificio estuvo la casa de Manuel González Zeledón (Magón). El edificio fue construido en 1915 para alojar a la Escuela Superior de Señoritas #2. El diseño correspondió al Arq. Luis Llach Llagostera y la construyó la empresa The English  Construction  Company Ltd a., Wenceslao de la Guardia superviso las obras.

Esta compañía también tuvo a su cargo la construcción de importantes inmuebles en nuestro país durante los primeros años del siglo XX.

 

Resultado de imagen para escuela vitalia madrigal costa rica
Fotografía Flickriver
Resultado de imagen para escuela vitalia madrigal costa rica
Fotografía Flickriver

El edificio de influencia neoclásica posee forma de “U”, es de una sola planta, con doce aulas y salón de actos. Cuenta con una estructura en concreto armado y paños de fachada en ladrillo repellado. En su fachada resaltan un frontón semicircular y trabajos de ornamentación en bajorrelieve. Sobre el zócalo se elevan pilastras con basa, fuste y capitel. La coronación de la fachada la dan pináculos ovoidales. Las puertas presentan una decoración bastante profusa con motivos vegetales y florales propios del art noveau. En 1927 cambió su denominación a Escuela Vitalia Madrigal, como un homenaje a una distinguida educadora y exdirectora del centro educativo. A mediados del siglo XX la escuela, como institución, fue trasladada a las inmediaciones del Parque Morazán y tuvo que compartir el mismo edificio de la Escuela Perú. En la década de 1980 fue absorbida por ésta desapareció como centro educativo. Su antigua planta física fue incorporada al Colegio Superior de Señoritas hasta el día de hoy.

Fotografía OPB Arquitectos
undefined
Fotografía OPB Arquitectos

 

Fue declarada patrimonio histórico arquitectónico el 3 de Diciembre de 1999.

Referencias:

  • Carlos Manuel Zamora Hernández. Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural. Ministerio de Cultura.