Nicolás Carrillo y Aguirre…segundo Jefe Político de Costa Rica

Image result for Nicolás Carrillo y Aguirre

Nicolás Carrillo y Aguirre,

Sacerdote y político costarricense, Presidente de la Junta de Legados de los Pueblos que gobernó Costa Rica del 12 de noviembre al 1 de diciembre de 1821.

Datos personales

Fue bautizado en Cartago, Costa Rica, el 26 de mayo de 1764, con el nombre de José Nicolás. Sus padres fueron José Cayetano Carrillo y Cascante, maestro herrero, y María Josefa Aguirre y Rodríguez. Tuvo seis hermanos: José Francisco del Rosario (casado con María Fernández y Tenorio, hermana de Félix Fernández y Tenorio), José Antonio (casado con Manuela Valverde y Castro), José Miguel, Ana Catalina (casada en primeras nupcias con Ramón de Céspedes y en segundas con Miguel Cárdenas) y María Josefa Carrillo y Aguirre.

Carrera eclesiástica

Cursó estudios sacerdotales en León, Nicaragua. Entre 1789 y 1792 fue cura de Esparza y alrededor de 1800 fue nombrado cura de Bagaces, parroquia que tuvo a su cargo durante muchos años. En 1809 era sacristán mayor de Cartago, y el 2 de julio de 1810 fue elegido para representar a Costa Rica en las Cortes de Cádiz, pero declinó el nombramiento por razones de salud y en su lugar se designó al presbítero don Florencio del Castillo. Posteriormente volvió al curato de Bagaces.

Presidente de la Junta de Legados

En 1821, después de la separación de España, fue elegido para representar a Escazú en la Junta de Legados de los Pueblos, de la cual fue designado presidente. Ejerció este cargo del 12 de noviembre al 1° de diciembre de 1821. Durante su administración se redactó el Pacto Social Fundamental Interino o Pacto de Concordia, texto constitucional provisional que el 1° de diciembre de 1821 reemplazó en Costa Rica a la Constitución de Cádiz. En esa misma fecha asumió el poder una Junta Gubernativa interina presidida por el vicario Pedro José de Alvarado y Baeza, que gobernó hasta el 6 de enero de 1822 y de la cual formó parte Nicolás Carrillo y Aguirre, en calidad de vicepresidente.

Fue partidario de la anexión de Costa Rica al Imperio Mexicano de Agustín I.

Cargos posteriores

En 1824 fue elegido como miembro del Congreso Constituyente que en enero de 1821 emitió la Ley Fundamental del Estado de Costa Rica. Durante su desempeño presentó varios importantes proyectos y el 5 de noviembre de 1824 fue elegido como vicepresidente del Congreso. En enero de 1825 renunció a la mitad de las dietas que había devengado, en favor del Estado.

En 1825 fue elegido como miembro suplente del Consejo Representativo del Estado, que ejercía el Poder Conservador, pero declinó el cargo. En 1827 fue elegido como diputado propietario por Cartago para el período 1827-1829, pero también declinó la elección.

Participó activamente en esfuerzos para establecer un lazareto y un hospital general, que dieron origen más tarde al hospital San Juan de Dios.

En 1834 donó un terreno a la iglesia de Nuestra Señora de la Soledad en Cartago, para que se sembrara un cafetal y otra cosa útil que sirviera para el culto de la Virgen de la Soledad y la reparación de la iglesia, o también para si en algún tiempo se establecía el hospital de San Juan de Dios sirviera para ayuda de la servidumbre.

En 1835 se le atribuyó participación en la insurrección contra su pariente el jefe de Estado Braulio Carrillo Colina conocida como Guerra de la Liga y se embargaron sus bienes, lo cual lo llevó a formular una protesta.

Actividades privadas

Fue dueño de haciendas ganaderas en las vecindades de Bagaces y otros lugares de la actual provincia de Guanacaste.

Fallecimiento

Murió en Cartago, Costa Rica, el 4 de octubre de 1845. Dejó legados para las iglesias y los pobres de Cartago, Esparza, Bagaces y Las Cañas.

Referencias

Juan Manuel de Cañas-Trujillo y Sánchez de Madrid, primer Jefe Político de C.R.

Imagen relacionada

Nació en El Puerto de Santa María, (Cádiz, España), el 2 de julio de 1763 y fue bautizado en la parroquia de los Milagros de esa ciudad el 4 de julio. Sus padres fueron Nicolás Francisco de Cañas-Trujillo y García de Pastrana (nacido en 1735) y Magdalena Sánchez de Madrid y Bacaro, ambos nacidos en El Puerto de Santa María, que casaron el 4 de junio de 1758. Tanto por su línea paterna como por la materna descendía de prominentes familias hidalgas y su madre era sobrina del marqués de Casa Madrid.

Casó en Nicaragua con Tomasa Avendaño (Bendaña) Zurita y Moscoso, nacida en León de Nicaragua (hija de Don Juan Antonio de Avendaño y Moscoso, casado con Doña Josefa Jacinta de Zurita y Pasos, nacido en Granada, Nicaragua), ella falleció en San José, Costa Rica, el 24 de junio de 1810. De este matrimonio nacieron tres hijos:

  • Manuel Antonio, n. León, Nicaragua, ingreso a Costa Rica con apenas 5 años de edad, (casado en Costa Rica en 1814 con Ana Josefa Hidalgo Muñoz de la Trinidad, Costarricense).
  • Juana Francisca María Dolores.
  • José María Cañas-Trujillo y Avendaño (fallecido en 1797).

Tuvo además cuatro hijos extramoniales con Feliciana Ramírez Pacheco (fallecida el 21 de febrero de 1806): María del Pilar (soltera) n. Costa Rica, José Nicolás (nacido en 1802, Costa Rica y que aún vivía en 1883, casado con Feliciana Alvarado y Velasco), José Manuel (n. 1803 Costa Rica -1886, casado en 1825 con Rita Alvarado) y Juan Francisco de la Rosa Cañas Ramírez (nacido en 1805 Costa Rica). De Nicolás queda copiosa descendencia en Costa Rica.

Carrera militar
Sirvió en el batallón de infantería de Sevilla y posteriormente presentó servicios militares en Guatemala, San Salvador y Nicaragua.

Se radicó en Costa Rica en 1795. Fue sargento mayor del Batallón Provincial y le correspondió dirigirlo durante su expedición a Nicaragua en 1812. Llegó a alcanzar el grado de Coronel.

El rey Fernando VII le concedió el título de caballero de la Orden de San Hermenegildo en 1819.

Gobernador interino de Costa Rica
En junio de 1819, por muerte del gobernador Juan de Dios de Ayala y Toledo, asumió el mando militar de Costa Rica, y el 3 de diciembre de ese año la Real Audiencia de Guatemala lo nombró gobernador interino de la provincia. Se juramentó el 29 de ese mes en la ciudad de Cartago. Fue el último gobernador español de la provincia.

Jefe político subalterno de Costa Rica
En 1820, al pasar Costa Rica a ser nuevamente un partido de la Provincia de Nicaragua y Costa Rica, Cañas Trujillo pasó a ser su jefe político subalterno, subordinado al jefe político superior residente en León de Nicaragua, Miguel González Saravia y Colarte. Por dificultades con este presentó la renuncia el 17 de abril de 1821, pero siguió en funciones porque el alcalde primero de Cartago Santiago de Bonilla y Laya-Bolívar, a quien correspondía encargarse interinamente del cargo, se negó a asumirlo.

Durante su administración se tuvo noticia en Costa Rica de la proclamación de la independencia de España por las autoridades superiores de León.

Jefe político patriótico de Costa Rica
En la madrugada del 29 de octubre de 1821, ante la noticia de que en León se había proclamado el 11 de octubre la independencia absoluta de Nicaragua y Costa Rica, el cuartel de Cartago fue tomado por José Santos Lombardo y Alvarado, con lo cual se disipó la posibilidad de que Cañas-Trujillo intentase impedirla, y más bien le correspondió firmar el acta de independencia de Costa Rica suscrita en esa ciudad el mismo día.

Durante unos días conservó el ejercicio del mando político, con el título de jefe político patriótico, pero el 12 de noviembre de ese año dimitió y el poder fue asumido por la Junta de Legados de los Pueblos presidida por Nicolás Carrillo y Aguirre.

Últimos años de su vida
Después de su renuncia, hubo rumores en Cartago en el sentido de que se proponía organizar un movimiento para volver a sujetar a Costa Rica al gobierno español, pero el 16 de noviembre de 1821 compareció ante la Junta de Legados para rechazar esas acusaciones.

A principios de 1822 se trasladó a Nicaragua. Se hallaba residiendo en la ciudad de León en 1830, cuando apadrinó en el bautismo a su nieto don Juan de la Rosa Cañas e Hidalgo.

Referencias:

Enciclopedia Wikipedia

Bruno Carranza Ramírez, Octavo Presidente de Costa Rica

Resultado de imagen para Bruno Carranza Ramírez

Fue un político y diplomático costarricense, Presidente de la República, del 27 de abril al 9 de agosto de 1870, con el título de Jefe Provisorio de la República, luego del golpe de Estado de Tomás Guardia Gutiérrez contra Jesús Jiménez Zamora.

Biografía
Hijo de Miguel Carranza Fernández (vicejefe de Estado de 1838 a 1841) y Joaquina Ramírez y García, nace en San José de Costa Rica el 5 de octubre de 1822. Miembro de la Logia Unión Fraternal de la masonería costarricense de la cual fue Venerable Maestro.​

Estudios y actividades profesionales y empresariales
En febrero de 1840, Bruno Carranza Ramírez viajó a Guatemala, en compañía de su hermano Ramón y de José Antonio Pinto, para hacer sus estudios universitarios. Se graduó como bachiller en Medicina en la Universidad de San Carlos de Guatemala, el 19 de agosto de 1843, y posteriormente como licenciado en Medicina en esa misma casa de estudios.

De regreso en Costa Rica, ejerció su profesión en forma privada y también en el Hospital estatal San Juan de Dios y contrajo matrimonio el 29 de diciembre de 1846 con doña Gerónima Montealegre Fernández, hermana del futuro presidente de Costa Rica José María Montealegre Fernández.

El licenciado Carranza fue inspector general de Vacuna y presidente del Protomedicato. Marchó a Nicaragua como médico militar durante la guerra contra los filibusteros de William Walker en 1856, pero hubo de regresar casi enseguida debido a la retirada del ejército costarricense y la epidemia del cólera morbus.

Además de su desempeño como médico, se destacó en el campo del periodismo, con la publicación de varios periódicos, entre ellos El Álbum y La Estrella del Irazú. Participó también en diversas actividades empresariales y comerciales. Fue propietario de fincas cafetaleras, una librería y una botica, entre otros negocios.

De 1855 a 1859 tuvo en concesión la administración de la Fábrica Nacional de Licores de Costa Rica y la entrega de licor al Estado.

Cargos públicos
Durante las administraciones de Juan Rafael Mora Porras fue varias veces Diputado. Tuvo a su cargo una misión diplomática a El Salvador en 1857. Representó a San José en la Asamblea Constituyente de 1869, aunque poco después de su elección renunció al cargo. Estuvo exiliado en varias oportunidades por razones políticas. Su ideología política fue liberal, con algunos rasgos de anticlericalismo.

El golpe militar del 27 de abril de 1870 lo elevó al poder, con el título de «jefe provisorio de la República». Durante su administración se creó la comarca de Limón, se dictaron medidas en pro de la libertad religiosa y se dictó una ley de garantías, que por primera vez en la historia de Costa Rica proscribió la pena de muerte. Se creó la comarca de Limón y se emitieron disposiciones para regular las Secretarías de Estado. También se efectuaron elecciones para una Asamblea Constituyente.

La principal figura de su gabinete, titular de las carteras de Relaciones Exteriores, Instrucción Pública y Culto, fue el abogado guatemalteco Lorenzo Montúfar y Rivera, exaltado anticlerical. Los restantes Secretarios de Estado fueron Joaquín Lizano Gutiérrez (Gobernación, Justicia, Policía, Agricultura e Industria), Rafael Gallegos Sáenz (Hacienda y Comercio) y Buenaventura Carazo Alvarado (Guerra, Marina y Obras Públicas).

Por desavenencias con el Comandante en jefe del Ejército, Tomás Guardia Gutiérrez, el 8 de agosto de 1870 presentó su renuncia a la Asamblea Constituyente, que le fue admitida al día siguiente. Su sucesor fue el mismo General Guardia.

Posteriormente fue miembro del Gran Consejo Nacional y Ministro Plenipotenciario de Costa Rica en El Salvador, donde firmó el tratado Carranza-Arbizú.

Murió en su ciudad natal, el 25 de enero de 1891, a los sesenta y ocho años de edad.

José María Montealegre Fernández, Cuarto Presidente de Costa Rica

Resultado de imagen para jose maria montealegre fernandez

José María Montealegre Fernández cuarto Presidente de Costa Rica. Fue Presidente Provisorio del 14 de agosto de 1859 al 29 de abril de 1860 y Presidente constitucional del 29 de abril de 1860 al 8 de mayo de 1863.

Datos personales
Nació en San José de Costa Rica el 19 de marzo de 1815. Fue el hijo primogénito de Mariano Montealegre Bustamante y Gerónima Fernández Chacón. Su hermana fue Gerónima Montealegre de Carranza, quien se casó con Bruno Carranza, presidente provisional de Costa Rica.

Casó en primeras nupcias en San José en abril de 1840 con Ana María Mora Porras (1819-1854), hermana de los Presidentes Miguel Mora Porras y Juan Rafael Mora Porras. Hijos del matrimonio Montealegre Mora fueron Juan Gerardo, casado con Rafaela Mata Brenes, hija de Juan Rafael Mata Lafuente, canciller de Costa Rica en 1869 y 1876, Ana Benita, Ana Julia, Ana Sara (estas dos últimas fallecidas en la infancia), Rosa Ana María, Ricardo Montealegre Mora, Sara (casada con Rafael Gallegos Sáenz), José María, Manuel Ana (fallecido en la infancia), Manuel Joaquín, Dolores y Mercedes. Seguir leyendo “José María Montealegre Fernández, Cuarto Presidente de Costa Rica”

Piratas en Costa Rica

Resultado de imagen para piratas en costa ricaCuando por fin la nueva e incipiente colonia de la Costa Rica empezaba a surgir, con haciendas de cacao en Matina y maíz en Nicoya y Esparza, empezaría un legaje oscuro y muy difícil para esas generaciones. Llegaban los piratas en busca del oro. Las haciendas quedaron en abandono y el comercio muy contraído ante la amenaza de los corsarios.

El imperio latino americano exportaba a España la plata, el oro, y las piedras preciosas de las minas de toda su colonia americana que se extendía desde California por México hasta las tierras sureñas argentinas. Un vasto imperio que también incluía a las Filipinas y otros países ricos y súbditos de la Corona. Con el fin de capturar valiosos tesoros, los reyes tanto de la Gran Bretaña como de Francia, volvían sus ojos hacia las riquezas de la Corona Española. Seguir leyendo “Piratas en Costa Rica”

Ricardo Jiménez Oreamuno, expresidente de Costa Rica…biografía

Resultado de imagen para Ricardo Jiménez Oreamuno

Ricardo Jiménez Oreamuno, político liberal, Presidente de Costa Rica en tres ocasiones. Fue una de las figuras públicas más connotadas del país durante la primera mitad del siglo XX. Era una persona muy respetuosa de las libertades públicas y fiel creyente en el valor de la educación.

Fecha de nacimiento: 6 de febrero de 1859, Cartago, Costa Rica
Fallecimiento: 4 de enero de 1945, San José, Costa Rica
Padres: Jesús Jiménez Zamora
Partido: Partido Republicano
Hermanos: Manuel de Jesús Jiménez Oreamuno
Abuelo: Ramón Jiménez y Robredo

Nació en Cartago, Costa Rica, el 6 de febrero de 1859. Fue hijo del también Presidente Jesús Jiménez Zamora y de Esmeralda Oreamuno Gutiérrez, hija del también Jefe de Estado Francisco María Oreamuno Bonilla.

Se casó en primeras nupcias con Beatriz Zamora López y en segundas con María Eugenia Calvo Badia. De su segundo matrimonio tuvo una hija, Esmeralda Jiménez Calvo.

Cursó sus estudios en el Colegio de San Luis Gonzaga de Cartago y se graduó de Licenciado en Leyes en la Universidad de Santo Tomás, de la que fue Rector interino en 1888. Publicó un Curso de Instrucción Cívica y numerosos artículos y ensayos sobre temas públicos y jurídicos. Seguir leyendo “Ricardo Jiménez Oreamuno, expresidente de Costa Rica…biografía”

De villas coloniales a ciudades de consumo.

En la segunda mitad del siglo XVIII los pobladores de la Boca del Monte empezaron a usar el término “La Villita” o “Villa Nueva” para nombrar al poblado que en 1801 el Gobernador Tomás de Acosta designó de oficio, “San José”. El asentamiento se había creado por orden del Cabildo de León.

Imagen relacionada
Gobernador Tomás de Acosta.

En 1736 encargó al sacerdote Juan Manuel de Casasola y Córdoba que edificara una ermita y trasladara a los habitantes del Valle de Aserrí. El prelado encomendó la misión al santo José. La capilla -en el sitio actual de la Tienda Scaglietti- quedó en abandono hasta 1747. Indígenas y mestizos se negaron a dejar sus tierras comunales y alegaron falta de agua. El desplante lo atendió el sacerdote Juan de Pomar y Burgos: ordenó sacarle un cauce a la Quebrada del Río Torres.

Después el Alcalde de Cartago, Tomás López del Corral, declaró pena de cien pesos de multa, castigos corporales, quema de ranchos y destierro contra las gentes del Valle que se negaran a poblar la Boca del Monte.

Resultado de imagen para catedral de san jose, 1858
De modesto aspecto era la catedral
de San José en 1858. Es
reflejo a la vez de la sencillez en
la vida urbana de la capital de
Costa Rica. Lit. Ramón Páez.
Fuente: Castro Harrigan. Op. Cit.

En 1812 las Cortes de Cádiz crearon el Municipio de San José a petición del presbítero Florencio del Castillo. En 1838 se derogó el decreto que había establecido la Capital en Tibás. Se trasladó a San Juan del Murciélago y se formaron los siguientes Cuarteles o centros de población con un número mayor de cien casas. San Juan, 193 casas; San Pedro, 111; San Vicente, 142; San Isidro, 160; La Uruca y San Francisco, 121; San Gabriel, 200; San José, 198 casas. San José, ubicado al costado izquierdo del río Virrilla era el núcleo principal de diez distritos parroquiales: Merced, Carmen, Mata Redonda, El Mojón (San Pedro), San Juan, San Vicente, San Isidro, Los Santos (parte de Goicoechea), Zapote y Alajuelita. Al cabo de cien años del decreto del Cabildo de León, el estadista Braulio Carrillo le dio a San José el rango de Capital de Costa Rica: el 27 de mayo de 1839, luego de la Guerra de la Liga.

El cronista Gonzalo Chacón Trejos escribió esta imagen elocuente de la Villa de San José, en 1828. “Desde el bajo de la Cuesta de los Moras hasta el Cuartel de Armas, casitas de adobes, bajitas, encaladas, con tejas rojas y ventanas de rejas de madera torneada (…) Al oscurecer, los piadosos vecinos ponen en las ventanas velas de sebo o candiles de higuerilla (…) En las casas del centro viven los ricos y poderosos, grandes casonas con amplios corredores empedrados que dan a la calle, y en cuyos horcones dejó la soga sus huellas (…) se ven algunas linternas con vidrios de colores que pregonan a distancia la riqueza de la casa en un alarde luminoso de lujo (…) Silenciosa, minúscula, con algunos ranchos pajizos y calles de tierra, sin alumbrado público, la ciudad parece dormida en tanto los habitantes esperan en las duras camas de pabellón (…) o en las rígidas cujas de esterilla (…) En la madrugada la mecha de los candiles se apaga, falta de aceite; se consumen las velas; las linternas de vidrios de colores ya no alumbran los corredores emboñigados de las casonas del centro (…).”

 

Referencias:

  • Abarca Vásquez, Carlos Alberto
    Forjadores de Costa Rica / Carlos Alberto Abarca Vásquez, Heriberto
    Valverde Castro, Edwin Salas Zamora. – 1 ed. –
    Heredia, C.R. : Editorial Forjadores, 2009.