Casa de Mario Echandí se deteriora cada día, Puntarenas

Resultado de imagen para Casa de Mario Echandi, Puntarenas
La Nación

Su ubicación, que en sus mejores tiempos la hizo lucir imponente, sobre pilotes por encima del agua del estero, pareciera hoy una ironía. La histórica casa de veraneo del expresidente Mario Echandi, en Puntarenas, está a punto de “hundirse” en el abandono.
Si bien no se trata de un inmueble con declaratoria patrimonial, esta estructura es un ícono del paisaje urbano para los lugareños y una joya arquitectónica que en el 2005 recibió un reconocimiento del Centro de Patrimonio por su buen estado de conservación.
La edificación, aparentemente construida en la década 1930 –según el libro Ciudad de Puntarenas, publicado por el Ministerio de Cultura– se encuentra hoy en estado de deterioro. 

El inmueble presenta severos daños en las bases, producto del agua de mar y de los sedimentos, así como en toda su estructura; por ejemplo, la pintura luce estropeada y los vidrios, quebrados.A lo anterior se suma que el terreno donde se ubica está enlodado y lleno de basura.

La casa, que supuestamente es propiedad de varios sobrinos del exmandatario Echandi, se encuentra cercada por portones y candados, comentó Ligia Delgadillo, vecina de Puntarenas.

 Silvia Artavia, La Nación, Noviembre, 2017

Antigua Aduana de Puntarenas

Antigua Aduana, Fotiquicia
Fotografía de Fotiquicia
Fotografías de Maritza Cartín

La Antigua Aduana de Puntarenas, hoy el edificio de la Universidad Técnica Nacional (UTN) fue declarado Patrimonio Histórico-Arquitectónico y Cultural de Costa Rica, tras el Decreto 38570-C del diario oficial la Gaceta 184. Esta declaración la hicieron el presidente de la República, Luis Guillermo Solís, y la ministra de Cultura y Juventud, Elizabeth Fonseca.

La decisión para que fuera Patrimonio Histórico-Arquitectónico y Cultural se basó en tres elementos.

En primera instancia resalta la fecha en que se construyó el inmueble: se dio en la Administración del expresidente de la República León Cortés Castro, comprendida en el periodo de 1936 a 1940.

En segundo lugar está el diseño, pues fue hecho por el ingeniero Hernán Gutiérrez Braun, como nave industrial.

Por último, el tamaño de la obra arquitectónica que posee fue muy importante. De hecho, los ojos los turistas quedan impresionados por la magnitud espacial que posee.

El estudio técnico para la declaratoria del inmueble fue realizado en el año 2013, por el historiador Carlos Luis Fallas Pastor y la arquitecta Verónica Solórzano Rojas, funcionarios del Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural. Además, fue aprobado por la Comisión Nacional de Patrimonio Histórico-Arquitectónico de Costa Rica.

Con la declaratoria del presidente Solís, la Universidad Técnica Nacional asume como responsabilidades conservar, preservar y mantener el edificio. Asimismo, debe permitir los estudios que se deban realizar con la previa solicitud de autorización del Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural.

Una circunstancia que estremeció las simientes del inmueble fue cuando en el año 2012 se dio el sismo de 7,6 grados, cuyo epicentro fue en la península de Nicoya, pues sufrió algunos daños. Sin embargo, esto no fue impedimento para que declararlo patrimonio histórico-arquitectónico cultural, ya que tras haber resistido el sismo, la empresa Constructora Incopoás, contratada para la valoración, consideró que el inmueble mostraba un alto índice de calidad.

Frente a ella se detenían los trenes para cargar los diferentes productos que llegaban en los barcos y luego eran trasladados al Valle Central.

Referencia: 

  • La Prensa Libre, Michael Castillo, Noviembre, 2014

 

Casa Fait, Puntarenas

 

 

 

Frente a la Plaza Victoria, Puntarenas

Se construyó entre 1924 y 1925 por el mecánico de calderas italiano Alberto Fait Rocchi, aunque luego la vendió. También funcionó como consulado de los Estados Unidos entre 1950 y 1960.

Adrián Vindas, jefe del área de Arquitectura del Centro de Patrimonio, explicó que este edificio muestra elementos de la arquitectura victoriana y costera. Por eso cuenta con balcones y sistemas de ventilación propios de las costas. Fue declarado patrimonio en el 2003.

Se ubica frente al estero de Puntarenas y al frente de otra casa de estilo neoclásico que perteneció al ex presidente Mario Echandi.

 

Referencias:

Fotografías de Internet.

 

 

Capitanía de Puntarenas y su muelle

No hay texto alternativo automático disponible.
Capitanía del Puerto en Puntarenas.
Tarjeta postal de Manuel Gómez Miralles. 1910

Resultado de imagen para capitanía de puntarenas, costa rica

En 1938, durante la administración de León Cortés, fue construida la actual capitanía; donde se administraba la importación y exportación. Con un estilo colonial, se encuentra junto a la entrada del muelle. Tanto en el pasado, como en el presente, este sitio alberga empleados gubernamentales de diferentes instituciones como del Instituto Costarricense de Puertos del Pacífico y en la actualidad a funcionarios del área de turismo y seguridad pública.

Capitanía de Puntarenas, década de 1940

Situado en Avenida 4 Calle 0.”
“La antigua Capitanía de Puerto se construyó en concreto armado a principios de la década de 1930. Su función, la de servir como oficina de inspección y control de las embarcaciones que arribaban al muelle. En la primera planta se alojaban las oficinas propiamente dichas, mientras que en el segundo nivel se localizaba la casa de habitación del capitán del puerto.

Fotografía Maritza Cartín

El inmueble presenta un diseño simétrico con una perfecta correspondencia entre los grandes ventanales y puertas de los dos niveles. Posee corredor y balcón perimetrales, ambos con barandales prefabricados. Los pisos exhiben un decorado geométrico y floral, similares a los que las empresas de Doninelli y doña Adela instalaron en edificaciones de San José. Una estructura de metal soporta la cubierta de láminas de hierro galvanizado y por sobre ella se aprecia un faro, indispensable a la función desempeñada durante muchos años. En Abril del 2008 el Instituto Costarricense de Turismo la reinauguró como un centro que brindara servicios turísticos y contendrá una sala de exhibiciones, en el marco del proyecto “Puntarenas por siempre”.”

La inversión de ₡100 millones realizada entre setiembre del 2007 y marzo del 2008 por parte del Instituto Costarricense de Turismo (ICT), el Instituto Costarricense de Puertos del Pacífico (INCOP) y del Ministerio de Cultura a través del Centro de Investigación y Patrimonio arquitectónico. Se centro en la renovación de la estructura de las cubiertas y las tuberías de tratamiento de aguas así como en mejoras en la iluminación y en la cubierta del edificio.

El inmueble es propiedad del INCOP y fue declarado patrimonio mediante el decreto N° 23717-C presente en la Gaceta 202 del 25 de Octubre del 1994.

Antiguo Muelle, 1909 (Fotografía La Nación)

 

 

Resultado de imagen para muelle de puntarenas, costa rica
Muelle de Puntarenas (Fotografía de Mapio)

Referencias:

  • http://www.patrimonio.go.cr/
  • Zamora Hernández, Carlos Manuel. Circuito de turismo cultural: Ciudad de Puntarenas. San José, Costa Rica; Ministerio de Cultura y Juventud. Centro de Investigación y Conservación del Patrimonio Cultural: Impr. Nacional, 2009.
    Colaboracion Arq. Katia Ramírez Blanco

Iglesia de Esparza, Puntarenas

Imagen relacionada

 

La primera ermita de Esparza data de 1574, así como el Convento de San Lorenzo, cuyo primer cura fue fray Diego de Guillón; en 1576 fue erigida en Parroquia, dedicada a Nuestra Señora de la Candelaria; actualmente sufragánea de la Diócesis de Puntarenas, de la Provincia Eclesiástica de Costa Rica.

Hermosa vista del Templo Parroquial de la Ciudad Primada del Espíritu Santo de Esparza, Puntarenas, Costa Rica.

 

Resultado de imagen para iglesia de esparza, puntarenas, costa rica
Fotografía Sicultura

Fotografías de Maritza Cartín

 

La Ciudad del Espíritu Santo de Esparza fue fundada en el Valle de Coyoche, en el año 1574.

En el año 1676, tenía población de 100 habitantes, según documentos de la época.

En 1686, los piratas ingleses, al mando de Cook saquearon la ciudad, obligando a sus habitantes a retirarse hacia el interior del país. Años más tarde, fue nuevamente saqueada por el pirata Morgan y sus bucaneros.

En 1693, el entonces gobernador, don Manuel Bustamante y Rivero, reunió a los habitantes del Valle que se encontraban dispersos y les obligó a construir casas y formar una ciudad en el sitio que hoy ocupa Esparza.

En 1718, don Diego de La Haya Fernández, Gobernador de nuestro país, en documento para la historia, describió a la ciudad en los siguientes términos:

“Se compone de una iglesia de horcones, paredes de barro, cubierta con teja. Un Convento de San Francisco hecho del mismo material. Catorce casas de familias españolas y algunas gentes sencillas y pobres”.

La Historia y la leyenda se confunden en Esparza, uno de los pueblos de mayor edad en nuestro país. Es así como han ido surgiendo algunas leyendas como la de “La Campana de Oro”, que hace referencia a una campana robada por el pirata Morgan, o la leyenda de “La Quebrada del Cura”.

  

Referencias:

  • Información brindada por Roberto Pereira, Forcos
  • Fotografías de Internet.

La Catedral de Puntarenas

De Haakon S. Krohn – Trabajo propio, CC BY-SA 3.0, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=38414798

Resultado de imagen para historia de la catedral de puntarenas costa rica

Imagen relacionada

En 1840 se habilita el puerto de Puntarenas como comarca y las primeras eucaristías se desarrollaban en la bodega de una aduana siendo dada por el clérigo a cargo de Esparta.

No es sino hasta el año de 1845 que se da el Decreto de construcción del nuevo templo que sería dedicado a San Antonio de Padúa.

Es en el año de 1850, cuando el templo estaba casi concluido que se erigió la Parroquia de Puntarenas separándola de Esparta. Fueron los mismos feligreses, los que en el año 1889, solicitaron el cambio de patrono, por lo que canónicamente se nombra el Sagrado Corazón de Jesús.

La construcción del nuevo templo:

Una publicación del Diario de Costa Rica de 1943 narra los detalles de la edificación del actual templo. El escrito destaca que uno de los más interesados en la edificación de la iglesia fue el Padre Esteban Venegas, quien contrató los servicios de Luis Matamoros para que levantase los planos, que fueron pagados por contribución pública y uno de los mayores benefactores fue Luis Guzmán.

Respecto a este templo solo se conoce que era un galerón de madera, de techo sumamente bajo, sin ninguna prestancia para el culto a que se dedicaba y que fue devorado por un incendio en el año de 1901.

Para construir el actual templo, se trajeron bloques de piedra de una veta – de muy buena calidad- descubierta en Esparta llamada “Los Guapinoles”. Cuando ésta se agotó, fue sustituida por otra descubierta por Mauricio Molina en la jurisdicción de Barranca. “Esta piedra fue labrada por obreros especializados traídos desde Cartago, quienes enseñaron su industria a los puntarenenses. Entre uno y otro bloque se utilizó argamasa de cal y arena”, explica Montes de Oca.

Las columnas interiores fueron distribuidas  para que las que dieran por su cuenta en calidad de obsequio, entre las familias más adineradas. El ladrillo para el piso lo realizó y trajo Humberto Canessa.

La obra del nuevo templo se extendió por años, hecho que consta en los archivos de la Curia de esta diócesis.

 

Referencias:

  • Revista Pasos de Fé.
  • Fotografías varias de Internet.