Antigua Mina de la Unión, Desmonte, San Mateo, Alajuela, 1851-1900

En el Cantón de San Mateo, los Montes del Aguacate se han caracterizado por el desarrollo de la actividad minera. Los Montes del Aguacate rodean por el occidente y suroeste la ciudad de San Ramón, separando a su vez las ciudades de Atenas y San Mateo.


Esta formación montañosa está compuesta de rocas ígneas y volcánicas del perído geológico del plioceno, al cual pertenecen los minerales auríferos y de cuarzo presentes en la zona, y se encuentran en vetas que fueron emplazándose por rellenos de facturas de tensión o fallas de cizallamiento y zonas de brechas. La “fiebre” por la búsqueda de oro de Costa Rica tiene su inicio al despuntar el siglo XIX, cuando una serie de personas se interesan por trasladarse a los Montes del Aguacate y realizar denuncias de minas. Se ha considerado el descubrimiento de las minas de oro, como el acontecimiento económico de mayor trascendencia en los primeros 30 años de ese siglo, máxime si se toma en cuenta que la economía costarricense de esa época todavía no había logrado establecer un producto o actividad económica que la vinculara al mercado internacional.

El intento anterior al minero, el ciclo tabacalero, había terminado en un rotundo fracaso, por este motivo la minería hizo cifrar esperanzas en el posible despegue económico nacional.

Sin embargo, con el correr del tiempo, por la cantidad de los yacimientos, así como por la poca tecnología aplicada, tampoco sería la alternativa económica tan buscada para el desarrollo del país, pese a ello, permitió consolidar grandes capitales, que fueron invertidos en el cultivo del café.

Imagen relacionada

En la visita que realizara en el año 1815 el Obispo García Jerez, titular de la Diócesis de Nicaragua y de Costa Rica a este territorio, se dice que notó ciertas propiedades en el terreno que parecían contener oro y plata y así lo comunicó a las autoridades de la provincia. A partir de ese momento, los denuncios en la zona se realizaban constantemente y surgen una serie de minas llegando en poco tiempo la explotación minera a ser el principal recurso de explotación de la nueva república, ocupando en la década de 1830 de un 45% a un 48% del total de las exportaciones del país.

Recorrido por la Mina de la Unión (Fotografía La Nación)

El método de extracción consistió en correr galerías por la veta a distintos niveles y unirlos mediante chimeneas de explotación y ventilación de los túneles, se siguió la veta internándose conforme se iba excavando y dependiendo de la consistencia de la roca, se determinaba si era necesario o no enmaderar las paredes para provenir desprendimientos peligrosos (derrumbes).

A partir de 1830 una compañía inglesa instaló un método revolucionario para la época. Consistía en una máquina trituradora (era una inmensa rueda de hierro colado que pulveriza la piedra y la depositaba en canales llenos de agua, de allí pasaba a unos estanques donde la roca pulverizada se combinaba con el azogue dando como resultado la separación del oro, este proceso es llamado “Zillental”.

El gran augue experimentado por la actividad minera decayó en los inicios de la década de 1840 cuando la actividad cafetalera demostró ser una fuente de enriquecimiento más rápida y duradera. Así muchas personas decidieron trasladar su inversión al cultivo del café con lo cual se desestimuló en gran medida las inversiones en minas. Sin embargo, la extracción no terminó y hacia 1887 aún existían varias minas en los Montes del Aguacate.


Mina La Unión:
Se ubica en el poblado del mismo nombre y pertenece a la señora Julia Rodriguez Espinoza.

Esta mina tuvo un gran auge de producción en la primera mitad del sglo XX y su dueño y administrador fue un norteamericano llamado Mr. Dioca o Yocan.

El túnel de explotación, hoy día abandonado, se dice que es muy extenso y tiene aproximadamente unos 3 metros de ancho y 2.5 metros de alto, dadas sus dimensiones, permitía introducir al socavón vagones para el traslado del material.

Resultado de imagen para procesos en las minas para sacar oro

La profundidad del mismo mantiene constantemente una corriente de agua que nutre el río Quebrada Honda. En la salida del túnel, en uno de los muros se observa un camerín de cemento, donde se exponía una virgen, aparentemente era la devoción de los trabajadores y lugareños pues ahí se realizaban frecuentemente actos religiosos. Como parte de la devoción, la imagen poseía un enchape de oro, lo que motivó al robo de la misma.

La extensión y acumulación de objetos localizados en la superficie son testimonio de la magnitud de la explotación acurífera en el sitio. En las proximidades de la entrada de la mina se pueden apreciar al costado izquierdo del sendero que conduce a la misma, los restos de vagones, líneas férreas y otros objetos de procesamiento del material minero.

Es importante anotar que el entorno donde se encuentra la mina es de gran belleza paisajística, este elemento sumado al fácil acceso a la zona, le da posibilidades de convertirse en un punto de atracción turístico-recreativo.

Resultado de imagen para procesos antiguos para extraer oro  en las minas, costa rica

A partir de 1994 la Asociación de Desarrollo Comunal se ha encargado de fomentar el turismo local en los sectores aledaños a la mina, donado por su propietaria a dicha Asociación.

Declarada Patrimonio Histórico Arquitectónico bajo decreto #29374-C, Gaceta #56 el día 20 de marzo del 2001.

A continuación un enlace de Canal 7 sobre estas minas:

https://www.teletica.com/Multimedia/Videos/964404

Referencias:

Centro de Conservación Patrimonio Cultural.

Fotografías de Internet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s