Fundación de la Ciudad de Cartago, 1563.

Juan Vásquez de Coronado.

Fue fundada en 1563 por el conquistador español Juan Vázquez de Coronado en la confluencia de los ríos Purires y Coris y según el mismo Juan Vázquez de Coronado en un comunicado a S.M. el rey Felipe II se decía que “Tracé una ciudad en aquel valle, en un asiento junto a dos ríos. Tiene el valle tres leguas y media en largo y media en ancho; tiene muchas tierras para trigo y maíz; tiene el temple de Valladolid, buen suelo y cielo. Nombré a la ciudad Cartago, por llamarse esta provincia deste nombre.”.

Posteriormente el conquistador Perafán de Ribera y Gómez la trasladó a un sitio llamado Matarredonda, que aparentemente se hallaba en la confluencia de los ríos Tiribí y Damas, y por último Alonso Anguciana de Gamboa la mudó a su actual emplazamiento.

Perafán de Ribera y Gómez

Cartago fue el primer establecimiento permanente de los españoles en Costa Rica que logró perdurar y en varios documentos aparece mencionada con el nombre de Santiago de Cartago. Si bien en sus inicios era una ciudad de españoles, pronto contó con numerosas familias mestizas, además en las afueras de su sector occidental se formó el pueblo indígena de San Juan de Herrera de los Naboríos, y en el sector occidental un barrio de negros, mulatos y zambos conocido como la Puebla de los Pardos o la Puebla de los Ángeles, debido a que allí se halló una imagen de la Virgen de los Ángeles que lo hizo centro de peregrinaciones.

Stamp: Alonso de Anguciana de Gamboa (Costa Rica 1977) - TouchStamps
Alonso Anguciana de Gamboa.

Fue agraciada por S.M. el rey Felipe II de España con un escudo de armas en 1565, y las Cortes de Cádiz le otorgaron e 1814 el tratamiento de Muy Noble y Muy Leal por su fidelidad al rey Fernando VII.8​

Escudo Oficial de Cartago.

Cartago fue la residencia de los gobernadores españoles desde su fundación en 1563, hasta la independencia de las provincias centroamericanas en 1821 y la sede de los primeras juntas de gobierno de Costa Rica después de la emancipación. Sin embargo, conforme al Pacto de Concordia de 1821, entre 1822 y 1823 la capital rotó entre Cartago, San José, Heredia y Alajuela.

En el primer Estatuto Político de 1823 se dispuso que Cartago volviese a ser la capital, pero casi enseguida, ocurrió la primera guerra civil del estado entre republicanos e imperialistas. El triunfo de la coalición formada por las ciudades de Alajuela y San José trajo como consecuencia el que el líder republicano Gregorio José Ramírez fungiera como dictador por pocos días; y la capital fuese trasladada a San José, la cual era una ciudad de mayor tamaño y más desarrollada debido al cultivo del tabaco, ubicada más al norte en el Valle Central.

Referencias:

Solórzano. Juan. (2006) “Costa Rica en el siglo XVI” Editorial UCR, Costa Rica. Página 215.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .