Hotel Fleur de Lys

 

Ubicada en Calle 13 entre Avenidas 2 y 6, San José. (Fotografía de Maritza Cartín, Dic. 2018)

 

La Fleur de Lys es un pequeño, encantador y distinto hotel ubicado en la zona cultural de San José, Costa Rica. Se destaca por ser una antigua casa victoriana de principios del siglo XX.

Su historia:

La vivienda se construyó en 1917, era de una sola planta, pero un año después se amplió a tres niveles. Perteneció a la familia de Rogelio Odio Escalante y Julia Tamayo Araya. Posee un estilo de influencia victoriana y se utilizó madera para su estructura y forros. Todos los trabajos de construcción fueron dirigidos por un hábil maestro de obras conocido como Don Pincho. Era una vivienda muy grande que servía de alojamiento para los familiares que los visitaban del interior del país.

Años después, la casa fue heredada por María Elena Odio Tamayo y en 1992 la adquirió el francés Daniel Cereziere, para convertirla en el Hotel Flor de Liz. Originalmente el inmueble contaba en su primer nivel con una gran sala, cuatro dormitorios, oficina, cocina, comedor, lavandería y jardín. Mientras que en los otros dos niveles se ubicaban nueve habitaciones más. Cuando se convirtió en hotel, se reacondicionaron los espacios y hoy día cuenta con diecinueve habitaciones. En los jardines se aprecia una balaustrada con decoraciones en flor de lis, muy propio del art noveau.

Daisy Arroyo, encargada de relaciones públicas del hotel Fleur de Lys, cuenta que la inversión en mantenimiento es constante, pero que la combinación de elementos antiguos y modernos gusta a los turistas europeos, especialmente franceses.

El encanto de estas casas victorianas está en las historias que encierran. Algunos hablan de fantasmas, otros de recuerdos, lo cierto es que la sensación de entrar en otro tiempo es un respiro que valoran los turistas.

 

Map of Fleur De Lys Hotel
Ubicación

 

Referencias:

  • Información tomada del Hotel.
  • Fotografías personales y de Internet.

Las casas de los comandantes

casa_comandantes_museo_1

En la esquina noreste del antiguo Cuartel Bellavista, se encuentran dos viejas casas que albergaron en su día, a los comandantes de plaza y a sus respectivas familias.Fueron construidas entre finales del siglo XIX y principios del XX. En el transcurso de estos años fueron ocupadas para diversos fines y su arquitectura original fue intervenida en múltiples ocasiones. Seguir leyendo “Las casas de los comandantes”

Antigua Casa Presidencial hoy Tribunal Supremo de Elecciones.

Antigua Casa Presidencial sobre Calle 15  vista de Este a Oeste sobre el Paseo Las Damas. Hoy esta el monumento al Sufragio realizado por el escultor José Sancho y en el Edificio de atrás el Tribunal Supremo de Elecciones. (Fotografía antigua Circa 1900)

Ver también Paseo las Damas

Referencias: Ensamble de fotografías de Maritza Cartín.

Casa Antigua, Café y Restaurante

img_2465[1]

Hace más de cien años este hermoso inmueble era parte de una finca cafetaler ubicada en Barrio Socorro en Santo Domingo de Heredia y le pertenecía a una familia de apellido Zamora. No se sabe el motivo, pero ellos tomaron la decisión de vender su hacienda, siendo así adquirida por la familia Tournón. Seguir leyendo “Casa Antigua, Café y Restaurante”

La Casa de Adobe

 

Casas en Santo Domingo de Heredia (Fotografías de Maritza Cartín)

 

A continuación un excelente trabajo sobre la Casa de Adobe en Costa Rica:

La enseñanza de la cultura propicia el acercamiento con el “otro”, el extranjero que me descubre y desde donde me redescubro; por esto, los referentes culturales como la casa de adobe, la comida o las direcciones, entre otros, se vinculan con la verdad que yace en la memoria de un pueblo. Aquella verdad es lo trascendental, toda imagen, visible o no, “…que se convierte en un mecanismo ideológico” (Gustafsson; 2004: p. 137) cuya función es reafirmar nuestra propia identidad. La casa de adobe es exactamente eso para el costarricense, una imagen de elementos visibles e invisibles. Por lo tanto, para reconocerla como un referente de identidad es imprescindible desarrollar la comprensión cultural, así el docente cuyo rol será determinante requiere implementar estrategias didácticas que potencien el acercamiento con aquellos referentes donde se han depositado los recuerdos de las verdades renacidas como rasgos identitarios. Los referentes reflejan parte de la construcción del ser nacional y su identidad, así la casa de adobe es una imagen de lo tradicional, de su hogar, su terruño, ahí donde surge y yace lo trascendental…Seguir leyendo…presione el siguiente enlace:

Casa de Adobe

 

Referencias:

  • Revista Herencia Vol. 28 (2), 07-14, 2015 Recibido 29-06-2015 Aprobado 02-09-2015
  • Gabriela Campos Murillo. Académica de la UNA y la UNED. Egresada de Maestría en Español como Segunda Lengua, UCR, Licenciada en Docencia, UNED, Bachiller en Filología Española, UCR gabriela.cmurillo@gmail. com

Casa de Mario Echandí se deteriora cada día, Puntarenas

Resultado de imagen para Casa de Mario Echandi, Puntarenas
La Nación

Su ubicación, que en sus mejores tiempos la hizo lucir imponente, sobre pilotes por encima del agua del estero, pareciera hoy una ironía. La histórica casa de veraneo del expresidente Mario Echandi, en Puntarenas, está a punto de “hundirse” en el abandono.
Si bien no se trata de un inmueble con declaratoria patrimonial, esta estructura es un ícono del paisaje urbano para los lugareños y una joya arquitectónica que en el 2005 recibió un reconocimiento del Centro de Patrimonio por su buen estado de conservación.

La edificación, aparentemente construida en la década 1930 –según el libro Ciudad de Puntarenas, publicado por el Ministerio de Cultura– se encuentra hoy en estado de deterioro.

El inmueble presenta severos daños en las bases, producto del agua de mar y de los sedimentos, así como en toda su estructura; por ejemplo, la pintura luce estropeada y los vidrios, quebrados.A lo anterior se suma que el terreno donde se ubica está enlodado y lleno de basura.

La casa, que supuestamente es propiedad de varios sobrinos del exmandatario Echandi, se encuentra cercada por portones y candados, comentó Ligia Delgadillo, vecina de Puntarenas.

 Silvia Artavia, La Nación, Noviembre, 2017